Galería

Diez años de trabajo para un mes de Internet en casa

Cuba tiene los planes de conexión más caros de América Latina

 |  

LA HABANA, Cuba.- Nauta Hogar es la apuesta del monopolio ETECSA para llevar Internet a los cubanos hasta la comodidad de sus hogares. Tras finalizar una prueba piloto que comenzó en el mes de diciembre del 2016 en los consejos populares Catedral y Plaza Vieja del municipio Habana Vieja brindando el servicio gratis, los elegidos para el experimento debieron tomar la difícil decisión de continuar pagando o no los paquetes de 30 horas que vende el monopolio estatal por velocidad de conexión contratada: 15 CUC por 128/64 kilobytes por segundo (Kbps), 75 CUC por 1 024/256 Kbps, y 115 CUC por 2 048/256 Kbps.

CubaNet recaudó información de planes similares de Internet por ADSL en diferentes países de Latinoamérica con el objetivo de comparar precios, velocidad de conexión y tiempo de navegación, con los que provee el monopolio a los cubanos. Estos fueron los resultados obtenidos:

País: República Dominicana. Compañía proveedora de Internet: Claro

  • Plan Básico Mensual (horas ilimitadas)

Costo: 995 pesos dominicanos (21 dólares estadounidenses, equivalentes a 19,95 CUC)
Velocidad de bajada: 2 Mbps
Velocidad de subida: 768 Kbps

  • Plan Intermedio Mensual (horas ilimitadas)

Costo: 1 445 pesos dominicanos (30,50 dólares estadounidenses, equivalentes a 29 CUC)
Velocidad de bajada: 10 Mbps
Velocidad de subida: 2 Mbps.

  • Plan Extremo (horas ilimitadas)

Costo: 1 995 pesos dominicanos (42,20 dólares estadounidenses, equivalentes a 46 CUC)
Velocidad de bajada: 40 Mbps
Velocidad de subida: 5 Mbps

País: Bolivia. Compañía proveedora de Internet: AXS Bolivia S.A.

  • Plan Turbo de 4,5 Megas (horas ilimitadas)

Costo: 249 pesos bolivianos (36,06 dólares estadounidenses, equivalentes a 34,25 CUC)
Velocidad de bajada: 4,5 Mbps

  • Plan Turbo de 5 Megas (horas ilimitadas)

Costo: 420 pesos bolivianos (60,82 dólares estadounidenses, equivalentes a 57,77 CUC)
Velocidad de bajada: 5 Mbps

  • Plan turbo de Turbo 5,5 megas

Costo: 499 pesos bolivianos (72,26 dólares estadounidenses, equivalentes a 68,64 CUC)
Velocidad de bajada: 5,5 Mbps

País: El Salvador. Compañía proveedora de Internet: Claro

Plan: Claro Hogar, doble Internet con llamadas ilimitadas

Beneficios que ofrece el plan: Llamadas ilimitadas a líneas fijas y celulares Claro en Centroamérica (El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua y Costa Rica).

1- 1 mes gratis de Películas en línea con Claro Video
2- $0.08 el minuto a USA y Canadá
3- 100 minutos de fijo a fijo
4- Teléfono Fijo Gratis
5- Internet de 5 Megas por $23,99 (22,80 CUC)
6- Internet de 3 Megas por $18,99 (18,05 CUC)

¿Cuánto costaría disfrutar de Internet sin limitaciones de tiempo con los planes de ETECSA?

Si un cubano quisiera disfrutar de Internet ilimitado (720 horas del mes) necesitaría comprar 24 paquetes de 30 horas.
1- Con los paquetes de 15 CUC a la velocidad de 128/64 Kbps, tendría un precio de $360 CUC el mes.
2- Con los paquetes de 75 CUC a la velocidad de 1 024/256 Kbps, tendría un precio de $1 800 CUC el mes.
3- Con los paquetes de 115 CUC a la velocidad de 2 048/256 Kbps, tendría un precio de $2 760 CUC el mes.

Teniendo en cuenta que el salario medio en la isla es de unos 23 dólares mensuales, el cubano promedio tendría que trabajar durante 10 años completos para pagar solamente un mes de Internet ilimitado a 2 048/256 Kbps de velocidad.

Muchas han sido las quejas de los estrenados usuarios de Nauta Hogar. El servicio, “para nada eficiente ni barato” según algunos, ha dado mucho de qué hablar entre los internautas.

En tanto, no hay otro remedio que utilizar la red de ETECSA, la única compañía en Cuba habilitada para prestar servicios de telecomunicaciones.

Fuente:  Cubanet.

https://goo.gl/VWBsJX

 

Galería

¿Por dónde llegará el cambio a Cuba?

¿Qué sector de la sociedad impulsará la llegada de la democracia a la Isla?

 |  

LA HABANA, Cuba.- Es muy difícil para los que estamos involucrados en obtener la libertad de Cuba dejar de pensar en el gran problema en que se ha convertido nuestra patria. En algunas ocasiones quisiera tener una bola de cristal mágica para ver el futuro y conocer cómo, cuándo y quiénes desatarán los acontecimientos que nos permitirán llegar a la democracia. Porque eso sí, que no quepa dudas, la democracia va a llegar.

Apunto a tres posibles sectores de cambio: los trabajadores por cuenta propia que forman parte de la incipiente sociedad civil, los opositores y una parte del oficialismo.

Aún es reciente la situación que se presentó con los taxistas particulares, conocidos de forma popular como “boteros”. Una vez que el régimen quiso controlar el precio del pasaje, hubo una especie de huelga que paralizó buena parte de la movilidad en la capital. Los inspectores entonces afloraron, incautaron autos, pusieron multas; tan solo su presencia fue un motivo para que los “taxistas” no salieran a trabajar. Pero pasado un corto tiempo, abandonaron la escena, la gente siguió pagando lo que pedía el dueño del vehículo por el viaje y la presión de los taxistas hizo que se tuvieran que admitir sus condiciones.

Este no ha sido el único ejemplo del poder de los cuentapropistas. Hace unos meses atrás, el vicepresidente José Ramón Machado Ventura salió a la palestra pública a “defender” al pueblo por los excesivos precios de los productos agrícolas. Se “toparon” los mismos y se hizo un gran movimiento de control; pero el Estado no podía satisfacer la demanda de estos alimentos y, en un abrir y cerrar de ojos, todo volvió a ser lo mismo.

Se podrían poner otros ejemplos, pero estos son suficientes para demostrar la fuerza que puede tener este grupo ante el poder del Estado. La concentración de pequeñas sumas de capital en manos de algunos cuentapropistas (entre estos algunos hijos y nietos de la gerontocracia), hace que algunos productos deficitarios en el mercado estatal solo estén en manos de estos dueños de negocios.

Si estos actores sociales decidieran en un momento de la historia unirse, la presión ante la dictadura sería mucha, porque cada día crecen en cantidad y capacidad financiera; algo a lo que siempre ha temido mucho la cúpula gobernante, saben que “dinero es poder”.

Sin embargo, en el caso de los opositores hay que reconocer que cada día se debilitan más. No se logra ni siquiera la solidaridad entre ellos, no hablo ya de unidad, porque el tiempo ha demostrado que eso es prácticamente imposible. Algunos proyectos han llegado a su fin, ya sea porque sus líderes han emigrado o porque pasan una parte considerable del tiempo en el extranjero. Y no hay dudas que ser disidente y hacer un trabajo sistemático contra la dictadura es tarea para ejecutar dentro de la isla. También algunos sufren la infiltración de la policía política y la inteligencia, y han perdido el rumbo. No obstante, siempre será oposición punta de lanza en el cambio y un ejemplo para el resto del pueblo de que se puede enfrentar al sistema, aunque se corra el riesgo de ir a prisión por largo tiempo.

Y finalmente está el oficialismo, que es en mi opinión el sector más fuerte para provocar un cambio. Dentro de las filas del régimen hay también quienes no están de acuerdo con lo que sucede en el país y sobre todo con los preparativos de acomodo de la “familia real” para el cambio. Quizás sin ser tan evidente como en Nicaragua, ha habido una pequeña piñata donde se han repartido los “caramelos”: casas, autos, cargos, viajes, dinero; en fin, los descendientes del poder, han ido tomando posesión y van heredando puestos claves en la estructura del régimen.

Es importante resaltar que poco a poco se ha ido militarizando la economía. Altos oficiales de las Fuerzas Armadas y el Ministerio del Interior han colgado sus uniformes en perchas para dedicarse por entero a los negocios y también -¿por qué no?- preparar su “economía privada” para el vástago de la familia.

El pasado 20 de marzo, en el espacio “En Persona de la Mesa Redonda”, en el entrevistado Julio García Oliveras, que fuera compañero de José Antonio Echeverría y miembro del Directorio Revolucionario, se pudo constatar falta de confianza en lo que pueda hacer el “relevo” de la gerontocracia:

“Ahora estamos en una etapa de cambios y la juventud necesita dominar todas estas experiencias y que tenga claro el problema de la unidad, con la que hemos derrotado todas las maniobras del enemigo. Si nos dividimos estamos perdidos en un mundo totalmente contrario a una Revolución Socialista (…) Vivo aferrado al concepto de la unidad como el concepto más importante en el que tiene que reflexionar la juventud. Hay que interiorizar el problema de la unidad para lo que venga”.

El discurso político sigue siendo el mismo: todo funcionan bien, hay mucho optimismo. En el Noticiero Nacional de Televisión la mayoría de las noticias recogen una mención a Fidel Castro como el “autor” de todo. ¿Quizás quiere decir esto que su hermano le quiere echar a él la culpa de este desastre en que se ha convertido el país? En todo caso, ya no se escucha la última consigna: “Yo soy Fidel”.

En algún momento, quizás en el menos esperado, veremos los anuncios del cambio que todos estamos necesitando y cualquiera de los factores antes mencionados cooperarán para ello.

Fuente: Cubanet.   https://goo.gl/Pe1wdO

Galería

La Habana resulta la peor ciudad de Latinoamérica para vivir

MIAMI, Estados Unidos.- Mercer, la mayor consultora de recursos humanos a nivel mundial, ha calificado a La Habana como peor ciudad de Latinoamérica para vivir, informa la agencia Reuters.

La lista de Mercer refleja, en orden cualitativo, la calidad de vida en las ciudades que son evaluadas. La capital caribeña se posiciona en el lugar 192 de 231 urbes globales.

La empresa citada realiza esta labor desde el año 1937, con el fin de ayudar a compañías y organizaciones a determinar las compensaciones y primas por condiciones de vida difíciles para su personal internacional.

Mercer detalló que se utilizaron diez criterios para medir la calidad de vida en las diferentes ciudades: “Ambiente social y político” para la estabilidad gubernamental, índices de delincuencia y aplicación de la Ley; “ambiente económico” que considera las distintas regulaciones en el sector y los servicios bancarios; mientras, “ambiente sociocultural” evaluó la libertad de prensa, la censura y las libertades individuales.

Otro factor que se tiene en cuenta es el acceso a la salud, la educación y la vivienda. También las posibilidades de recreación, los espacios verdes y la comida.

En esta edición del ranking de Mercer, La Habana aparece acompañada de cerca por Caracas, que cayó desde el puesto 185 al 189 de un año a otro.

En contraste, la mejor evaluada fue San Juan de Puerto Rico, aunque descendió un lugar en la lista, del 74 al 75.

Como mejor y peor ciudad el mundo fueron calificadas Viena y Bagdad, respectivamente.

Fuente:  Cubanet.

https://goo.gl/UITFEc

 

 

Galería

Castro en jaque: Trump se pronuncia por la libertad de Cuba

donaldtrump_030716getty

 

Por Alexandro S González

Miami, FL- Una fuerte ovación recibió esta tarde Donald J. Trump al hacer referencia al caso cubano.

En Miami, ante un auditorio repleto de seguidores, criticó la raquítica gestión del presidente Barak Hussein Obama con respecto a la tiranía comunista de La Habana. Calificó el deshielo como un trato de “una sola vía” que “beneficia solamente al régimen de los Castro”.

Las palabras de Trump han sido bien recibidas por amplios sectores dentro y fuera de Cuba preocupados por el recrudecimiento de la represión y el éxodo masivo de los últimos 20 meses.

Actualmente son detenidos cerca de mil personas por discrepar políticamente del régimen. Desde diciembre del 2014 aproximadamente 100 mil cubanos, cerca del 1% de la población, ha emigrado por diferentes vías del país al interpretar este hecho como un reconocimiento a la tiranía más vieja y sanguinaria del hemisferio occidental.

Aseguró que el acercamiento con Cuba se realizó mediante una orden ejecutiva y prometió derogarla si el régimen de los Castro no se compromete con la libertad religiosa, política y libera a los prisioneros políticos.

“Ustedes estarán muy contentos”, dijo. “Tengo muchos amigos cubanos. Son personas increíbles”.

Fuente:  alexsgonzalez.com

https://goo.gl/vcdyVt

Galería

“Excubano”

¿Por qué la desafortunada palabra no fue solo un lapsus oficialista?

 |  |  

(Foto: Periódico Trabajadores)

La negación de la doble ciudadanía está refrendada en la constitución (Foto: Alberto Méndez)

LAS TUNAS, Cuba.- Un desaguisado producido esta semana en el programa Mesa Redonda de la Televisión Cubana está dándole la vuelta al mundo. Pero con apego a los hechos, cuando el publicista del televisivo llamó “excubano” a un laureado deportista nacido en Cuba ahora con ciudadanía española, si bien cometía una aberración moral definiendo así a un coterráneo, el propagandista se mantenía entre los rieles de la “ley” de sus patrones.

Aunque la Declaración Universal de Derechos Humanos en el apartado 2 del artículo 15 dice que “a nadie se privará arbitrariamente de su nacionalidad ni del derecho a cambiar de nacionalidad”, el artículo 32 de la Constitución cubana expresa: “No se admitirá la doble ciudadanía. En consecuencia, cuando se adquiera una ciudadanía extranjera, se perderá la cubana”.

El tercer párrafo del precitado artículo nos recuerda la letra y el espíritu de una vieja patente de corso cuando dice: “La ley establece el procedimiento a seguir para la formalización de la pérdida de la ciudadanía y las facultades para decidirlo”.

Esto quiere decir que si usted es cubano por nacimiento y posteriormente adquiere por naturalización la ciudadanía española, estadounidense o china, aunque sea usted quien solicite dejación de la ciudadanía cubana, no será por su petición amparada en un precepto constitucional vigente en Cuba que se le retire la ciudadanía cubana, sino por lo que estimen quienes gobiernan en La Habana.

El precedente del quebrantamiento constitucional por el que un cubano no determina sobre su ciudadanía data del 15 de octubre de 1996. En esa fecha la licenciada María Isabel Acevedo Isasi, entonces directora de Registros y Notarías, mediante el Dictamen Nacional No. 14-96 concluyó la petición del ciudadano Ernesto Casañas Águila, representado por el abogado Mario Antonio Fernández Pérez: “La inscripción de pérdida de la ciudadanía cubana en virtud de haberse declarado ciudadano español por opción, según auto de 17 de febrero de 1994 de Eduardo Cerro, Cónsul General de España”.

En Cuba no existe un tribunal de garantías constitucionales. Y el dictamen de la directora de Registros y Notarías, más que resolver un caso de mero trámite ―el de dar curso a la petición de un ciudadano fundada en preceptos de la Constitución de la República―, por sus interrogantes dice lo que la ley es en Cuba con respecto al ciudadano cubano.

El ciudadano cubano no tiene la potestad para renunciar a su condición, sino que el gobierno es quien decide (Foto: Alberto Méndez)

Interrogando, dictaminaba la Directora de Registros y Notarías: “¿Cómo pretender que decisiones foráneas tengan virtualidad en las relaciones jurídicas de nuestra nación, que tengan efectos extraterritoriales? En este caso, el Auto de 17 de febrero de 1994 del Cónsul General Español”.

La solicitud de dejación de la ciudadanía cubana a instancia de la persona natural no sólo recibió un portazo de negativa en el caso de Abel Ernesto, sino que sirvió como sentencia ejemplarizante para peticiones futuras, y así lo describe el abogado Fernández Pérez en su ensayo “¿Cubanos con doble ciudadanía?”.

“Por increíble que parezca, obtuvimos la única respuesta oficial de las autoridades cubanas, que sentó precedente, con la emisión de un dictamen nacional de obligatorio cumplimiento para todas las instituciones cubanas. Este reglamento rechazó, de plano, cualquier discusión sobre el tema (…) A partir del momento en que el controvertido dictamen circuló por todas las notarías, registros civiles y consultorías jurídicas de la Isla, sabíamos que la batalla estaba perdida”.

Tengo un amigo que hace 55 años salió de Cuba. Lleva viviendo en Nueva York hace más de cuarenta años, la mayor parte de ellos dedicado a su profesión de economista. Vino a visitarme hace pocos días y me pidió disculpas por su español chapurreado y por su desastrosa escritura en castellano, en cambio, orgulloso me mostro su pasaporte cubano.

Cubanos como el caso de mi amigo hay miles esparcidos por todo el mundo. Que conserven la ciudadanía cubana y viajen a Cuba con pasaporte cubano es un muy lucrativo negocio para el régimen de La Habana.

Aunque en Cuba el término apátrida es sinónimo de traidor, el estado de apátrida es una anomalía jurídica y es usual que los Estados procuren disminuir el número de personas sin ciudadanía en sus territorios.

Es este el caso de las leyes de los Estados Unidos con respecto a la naturalización de los cubanos que arriban a suelo estadounidense. En cambio, por razones estrictamente políticas, existen cubanos que, aun amando a su tierra, no sólo pierden su ciudadanía sino también el derecho de pisar la tierra que los vio nacer.

Cuando esta semana en la Mesa Redonda de la televisión cubana Randy Alonso dijo “excubano”, no incurría en un lapsus linguae. Simple y llanamente se refería a la potestad del régimen de La Habana que, de facto, es quien decide si un cubano debe estar dentro o fuera de Cuba.

Fuente:  Cubanet.

goo.gl/MydflF

Galería

Cuba y el petróleo: un legado de deudas y crisis

“La situación es dramática porque ya se habla de Venezuela, en las altas esferas del gobierno, en términos del pasado”

 |  |  

Cartel en homenaje a Hugo Chávez, en La Habana (foto Noticias 24)

LA HABANA, Cuba.- Antes de la crisis actual, Eduardo trabajaba desde las 6 de la mañana hasta casi la medianoche. Es el dueño de un auto de alquiler de esos que todos en Cuba conocen como “almendrón” y que le llegaba a facturar en el día entre 2000 y 2600 pesos cubanos (entre 80 y 100 dólares diarios).

Desde hace algunas semanas, a raíz de los controles establecidos sobre los combustibles, Eduardo, que adquiere el petróleo en el mercado negro, solo trabaja unas cuatro horas al día y apenas recauda un 20 por ciento de lo que antes hacía. Está pensando en vender su viejo Plymouth para dedicarse a otro negocio porque, según afirma, “la cosa se está poniendo mala, malísima”.

Según una investigación gubernamental no divulgada, fechada en febrero del presente año y llevada a cabo por un conjunto de especialistas de la Oficina Nacional de Administración Tributaria (ONAT), la Contraloría General, la Oficina Nacional de Estadísticas y la Fiscalía General, la cantidad de petróleo adquirido en las gasolineras estatales (popularmente llamadas “Cupet”) por los choferes de autos particulares que poseen licencia de explotación de la ONAT, no sobrepasaba la cantidad de 1 litro al mes.

El informe, debatido a puertas cerradas por los principales dirigentes del país y los directivos de las empresas más importantes, concluyó que solo un escaso 2 por ciento de los choferes adquiría legalmente el combustible en los puntos de venta legales, y además constató la existencia de un mercado negro que, por diversos mecanismos, la mayoría manejados desde las propias empresas estatales, proveía más del 50 por ciento de la gasolina y el petróleo consumidos en las calles y autopistas de la isla.

Según el director económico de una gran empresa estatal, presente en los debates sobre la investigación, las pérdidas por concepto de desvío de hidrocarburos y sus derivados hacia el mercado negro sobrepasaba la cifra de unos 200 millones de dólares anuales, mientras que el 72 por ciento de las empresas estatales presentaban problemas con el control del combustible, lo que había obligado a sancionar, tan solo en el periodo que va de mayo del 2015 a enero de 2016 a más de 600 funcionarios de los diferentes niveles de dirección, incluidos los ministerios del Transporte, Agricultura, Comercio Exterior y de las Fuerzas Armadas, así como de otras instituciones de alto nivel.

“Posterior a esa reunión de febrero es que se implementaron las medidas sobre el combustible y vinieron las reducciones para las empresas, pero ya desde octubre (de 2015) se hablaba en las reuniones de que venía una crisis para estas fechas”, declaró el funcionario que, por cuestiones de seguridad, ha pedido discreción.

“También está el problema de la reducción de las importaciones (de petróleo) desde Venezuela y que se espera que eso estalle de un momento a otro”, agregó el funcionario que más adelante apuntó: “Eso es tema central en las reuniones desde hace meses. Ya no se cuenta con Venezuela, hay que ir eliminándola de la ecuación, pero se han establecido compromisos de exportación (de combustibles) con Rusia, China, España, Francia, aquí mismo en el Caribe, y los envíos desde Venezuela, al menos en lo que va de año, no se han comportado como se previó. (…) El ritmo actual es de unos 50 mil barriles diarios, cuando debía superar los 90 mil, que es lo que deberíamos exportar. Cienfuegos debería haber procesado unos 12 millones de barriles de crudo a la fecha pero apenas ha alcanzado la mitad, y eso por los incumplimientos de Venezuela”.

Otro funcionario de la Empresa Cubana del Petróleo (CUPET), que también ha pedido que no revelemos su identidad, ofreció detalles sobre la situación actual, la que ha calificado como “extremadamente delicada”:

“La situación es dramática porque ya se habla de Venezuela, en las altas esferas del gobierno, en términos del pasado. (…) Otro gran temor es que hay una deuda que asciende a los casi 10 mil millones de dólares en la actualidad y que si hay un cambio en Venezuela ya no podremos negociarla, al menos en términos favorables, con el gobierno que venga o suscribir nuevos acuerdos, habría que pagarla sí o sí. Lo otro es el recorte drástico porque aunque está llegando poco petróleo, al menos está llegando algo y con plazos de pago que nadie más permitirá, ni siquiera China o Rusia, pero el pago de la deuda debería hacerse con el petróleo que exportamos y ya este año, no hay dudas sobre eso, incumpliremos los compromisos de exportación”, explicó el funcionario que, además, se refirió a los recientes hallazgos de yacimientos en la llamada Zona Exclusiva del Golfo de México:

“Yo no confiaría demasiado en lo que se dice. El estimado publicado no está basado en estudios conclusivos, son solo eso, estimados que tienen mucho de exageración para atraer inversores”.

Sin embargo, un experto de la Dirección de Exploración de CUPET que también por temor a represalias prefiere mantenerse en el anonimato, opina que el descubrimiento de nuevos pozos pudiera cambiar el panorama pero no a corto plazo:

“Eso es positivo pero faltan estudios y faltan empresas que quieran aventurarse. Esa posible bonanza tardará mucho tiempo y la crisis está ahí y es real. No tenemos reservas, los pozos están sobreexplotados y el petróleo está llegando desde Venezuela a cuentagotas. (…) Se está especulando con cifras no confirmadas y todo parece indicar que esos yacimientos pudieran ser abundantes pero escasamente llegarán a los 8 mil millones de barriles, y veo que el gobierno está hablando de más de 20 mil millones, ¿basados en qué?”, apuntó el experto.

Mientras tanto, la crisis se profundiza cada vez más en la isla y las personas que vivieron el llamado “Período Especial” en los años 90, están a la espera de lo peor.

La crisis del transporte se agudiza (foto del autor)

Yunior, chofer de un almendrón, describe el panorama desde su perspectiva muy personal:

“Están pidiendo de uno a tres años (de cárcel) si te cogen comprando petróleo, pero es que ya nadie quiere vender y se están tirando como si fuera droga. Muchos hemos dejado de trabajar hasta que esto pase pero, según me han dicho, la cosa es para rato así que tendremos que cambiar de negocio. (…) No habrá taxis y la gente tendrá que ir a pie al trabajo cuando comiencen a romperse las guaguas, como pasó en los 90”.

Noel, trabajador de una gasolinera estatal, comenta sobre la situación: “Antes de las medidas, casi no veías un almendrón por aquí; ahora tampoco los ves. La moraleja es que no hay modo de que este país funcione normalmente. La presión del gobierno no es para que los choferes compren aquí  y no en el mercado negro sino para sacarse de arriba a los almendrones que se están jamando (comiendo) todo el petróleo. Aquí hay gente que tiene en la casa más petróleo que en cualquier cupet”.

Aunque nos pide que no revelemos su identidad, un destacado economista y exfuncionario del Ministerio de Comercio Exterior nos da su opinión sobre la crisis actual:

“En los dos últimos años las importaciones de petróleo desde Venezuela disminuyeron y esto era algo que no se previó cuando se firmaron los acuerdos de exportación con China, Rusia y otros países, algunos europeos. (…) Cuba ha establecido empresas comercializadoras en el exterior, junto con PDVSA, empresas importantes, estamos hablando de convenios de refinamiento, de transportación con grupos como Wagoneer Ltd. y otros, y si se viene abajo Venezuela la vamos a pasar muy mal”, dijo el también profesor universitario que más adelante afirmó: “Esa es la raíz de lo que estamos viviendo, la reducción del combustible y de los gastos de electricidad en las empresas, la falta de transporte, las tiendas vacías, y en septiembre ya veremos el regreso de los apagones, o mejor dicho, de los ‘alumbrones’. Pero sumémosle a eso la necesidad del gobierno de aumentar las reservas de divisas. Todos estos recortes, en última instancia, tienen que ver con eso. Sin reservas de divisas no hay garantías para solicitar préstamos internacionales, de modo que nuestra historia futura será una historia de deudas por pagar y oleadas de crisis”.

Fuente:  Cubanet.

https://goo.gl/8o53uR

Galería

¿Y el trabajador cubano, qué?

El Estado prefiere que las empresas extranjeras contraten obreros foráneos a que los de la Isla ganen salarios dignos

 |  

Trabajador cubano de la construcción (foto: ow.ly)

LA HABANA, Cuba.- Informan agencias internacionales de prensa que la empresa constructora francesa Bouygues emplea desde hace dos meses a más de un centenar de  trabajadores procedentes de la India en la construcción de tres hoteles en Cuba, uno en Varadero y dos en La Habana, uno de ellos el Manzana, en donde estaba la emblemática Manzana de Gómez.

Cuentan vecinos de la Habana Vieja que han visto a los indios que laboran en el Manzana, enfundados en overoles de color naranja, algunos presumiblemente sikhs, con barbas y turbantes. Dicen que  las jineteras ya les tienen echado el ojo. Y eso que aun no se han enterado de cuánto les pagan…

Bouygues paga a los indios, que trabajan como electricistas, albañiles, carpinteros y plomeros, alrededor de 1 500 euros al mes, amén de los gastos de alojamiento, transporte y alimentación, que se ahorrarían con los nativos.

La empresa francesa prefiere traer trabajadores extranjeros, aunque le resulte más costoso, porque los cubanos, debido a los bajos salarios que reciben, se sienten  desmotivados, y trabajan de mala gana y con muy poca calidad.

No es que Bouygues u otras empresas extranjeras paguen poco a sus empleados cubanos, sino que el Estado cubano, que es quien cobra ese dinero, se queda con la mayor parte y les paga un ínfimo porciento a los trabajadores.

Debido a esos bajos salarios, las empresas constructoras estatales se están sintiendo la falta de mano de obra, luego de que aparecieran las brigadas de construcción particulares, donde pagan mucho más a los empleados.

El Estado cubano hace, también en este caso, como el perro del hortelano: antes de permitir que esos compatriotas constructores ganen salarios dignos que les permitan vivir un poco mejor a ellos y a sus familias, prefiere quedarse sin empleados o que empresas como Bouygues y otras que seguirán su ejemplo, atenidas a las regulaciones especiales de la Ley de Inversión Extranjera, traigan a trabajadores de otros países  a Cuba, donde tanta falta hacen fuentes de empleo y más si  pagan en divisa.

Es asombroso cómo este gobierno desperdicia el provecho que podría sacarle al capital humano del que dispone y se vanagloria, todo con tal de no pagar salarios mínimamente decorosos. Se esmera en que la gente, por mucho que se esfuerce, no halle modo de prosperar.

Parece que hubiera en las políticas de este régimen mafioso y mezquino, un propósito, intrínsecamente perverso, de mantener a la población sumida en la miseria, aunque ello redunde en la ruina de la nación. Como dice el refrán, “son capaces de sacarse un ojo con tal de dejar ciegos a los demás”.

Así, aunque diga incluirlos en la llamada “actualización del modelo económico”, no facilita a los emprendedores privados la adquisición al por mayor, a precios razonables, de los insumos y mercancías  que necesitan. Saben que los fuerzan a comprar en el mercado negro lo que se roban de los almacenes estatales, pero no les importa: así tienen el pretexto, cuando los descubran, para cerrarles los negocios, multarlos o meterlos en la cárcel.

Obreros indios montando un ómnibus de una empresa estatal de turismo (Foto: Alexandre Meneghini/Reuters)

En vez de zafar los nudos impuestos por la burocracia del Ministerio de Agricultura, de sembrar las tierras improductivas y llenas de marabú que están  en manos de las ineficientes empresas estales y aumentar la producción agrícola, que sería la única forma de abaratar los alimentos, no se les ocurrió otra idea que topar los precios, y volver  a recurrir a Acopio, luego que tantas veces fracasó y solo consiguió el desabastecimiento mientras que las cosechas se podrían en el campo, bien fuera por falta de camiones, de combustible o de envases. Pero eso no importa: la cuestión es que no se enriquezcan los campesinos.

Ahora mismo, justo cuando escasea el combustible, empeora el transporte público y amenazan con volver aquellos días del Periodo Especial cuando las guaguas demoraban varias horas en pasar y los pasajeros tenían que viajar colgados de los estribos y las ventanillas, decidieron topar los precios de los taxistas particulares, que son los nuevos satanizados, como antes fueron los intermediarios de los agro-mercados y los carretilleros, a riesgo de agravar más la situación y generar el caos que ya se ve venir y que el estado es incapaz de evitar.

Adicionalmente, para que no se pierda el hábito de la chivatería, las autoridades han habilitado un número telefónico para denunciar a los choferes que violen las nuevas ordenanzas. ¡Lástima que no les dé por habilitar otra línea telefónica para denunciar los robos de los dirigentes que no detectan en la Contraloría General! Y quien dice eso, otro número para denunciar las violaciones de los derechos humanos, por ejemplo, las golpizas a las Damas de Blanco y los opositores.

Fuente:  Cubanet.

https://goo.gl/O9mtXJ